Colectivo Cultural y Literario CLEPSIDRA.

Miércoles, 5 Marzo 2008 19:49:24 GMT

Tercera sesión del Taller (Miercoles 5 de Marzo)

Tercera Clase: Teoría Pragmática.


Objetivo de la clase: Comprensión de la literatura como creación de realidades ficticias por medio del lenguaje. - Comprensión de algunos criterios para clasificar los mundos ficticios:


a) Según el tipo de realidad que representen (cotidiana, onírica, mítica).

b) Según el efecto perseguido con su representación (realista, fantástico, maravilloso).


Cabe destacar que la teoría de los mundos posibles depende de la relación emisor-receptor que se entabla en el ámbito pragmático, puesto que para que se realice la comunicación del texto ficcional, el productor y el receptor han de poseer los mismos modelos de organización de mundos


Mundos posibles (nociones generales)


Ortega y Gasset postula que “el hombre no puede vivir sin reaccionar ante el aspecto primerizo de su contorno o mundo, forjándose una interpretación intelectual de él y de su posible conducta en él” (1965: 105). Lo expuesto concuerda con los atributos que Heidegger relaciona con la categoría existencial del “ser ahí”: el sujeto existe en tanto construye interpretaciones de mundo y esas interpretaciones poseen en su base una actitud proyectiva, ya que el “ser ahí” proyecta su ser sobre posibilidades (1991: 166).


Hacia 1710, Leibniz acuñó la denominación “mundo posible”. Según el filósofo alemán hay una “infinidad de universos posibles en las ideas de Dios” (Leibniz 1984: 38). El Ser Supremo ha escogido un mundo de entre la multiplicidad que se le ofrecía y este ha sido imbuido con el rango de real. De aquí se puede derivar, en primer término, que los mundos son posibles en la medida en que a ellos subyace la cualidad de la alternatividad y, luego, que para que exista un mundo se requiere de “alguien” que lo sustente.


Teóricos de la literatura como Dolezel (1979), Van Dijk (1980), Eco (1978), Cuesta Abad (1991), Albaladejo (1986), han relacionado la idea leibniziana de mundo posible con nociones de lógica y de semántica modal, a fin de aplicar la categoría de mundo posible al análisis de la ficcionalidad.


El sistema de mundos, si bien se asienta en la esfera ficcional, mantiene sólidos vínculos con la realidad efectiva. Por supuesto que cada complejo ficticio se basa en la instalación de sujetos —personajes, narradores, hablantes poéticos— en cronotopías que reformulan la legalidad del mundo real. Sin embargo, en el discurso ficcional se han de reiterar, en toda su gama, los modos de interacción mundo-sujeto, sujeto-mundo y sujeto-sujeto existentes en el referente. El universo imaginario no puede abjurar de los esquemas de estructuración de la realidad y, por ello, la ficcionalidad se fundamenta en “modelos” de interacción centrados en las constantes de percepción, cognición, construcción y comprobación de lo real (Cuesta Abad 1991: 207-208; y García Berrio 1994: 439). Y es justamente esta “binariedad” en el análisis la que confiere a la teoría de los mundos posibles su riqueza.


La concepción del texto ficcional como contenedor de mundos posibles o de modelos de mundo , supone a su vez una posible solución al problema que se suscita con la aparente referencialidad que debe poseer todo texto literario con el mundo real. El desentrañamiento de estos modelos de mundo requiere para su interpretación de la presencia creativa del lector y su indispensable equipaje enciclopédico el cual proviene de su conocimiento del mundo real.



Multiplicidad de relaciones.

Los hombres son seres biológicos y sociales. En cuanto a su ser social -centro de nuestro interés- el hombre puede ser considerado como la totalidad de las relaciones que él mismo establece con los otros hombres y con las condiciones culturales, históricas y económicas en las que obra, lo cual condiciona su percepción del mundo , ya que, esa percepción, individual en un primer estadio y a la vez colectiva cuando se trata de elaboraciones consensúales o comunitarias, se construye sobre un modelo desarrollado y cualificado a partir de las relaciones establecida lo cual nos permite señalar que todo nuestro conocimiento del mundo dependerá de la habilidad que desarrollemos para la construcción de un modelo propio de él mismo . Esto determina el siguiente principio constructivista: todo modelo mental se construye con marcas previamente conocidas a través de la experiencia y que se distribuyen de tal forma que particularizan la estructura del mismo.


Para poder funcionar cada uno de nosotros tiene su propia realización mental del mundo, la cual no es estática y que en la literatura, es necesario proceso para la creación.


Tres tipos de modelos de mundo

1. El primer tipo de modelo de mundo , es el de lo verdadero; a él corresponden los modelos cuyas reglas son las de la experiencia real objetivamente existentes;


2. El segundo tipo del modelo de mundo es el de lo ficcional verosímil; es aquel al que corresponden los modelos de mundo, cuyas reglas no son las del mundoreal objetivo, pero están construidas de acuerdo con éstas.


3. El último modelo es el de lo ficcional no verosímil; a él corresponden los modelos de mundo cuyas reglas no son las del mundo real objetivo ni son similares a éstas,




ES POSIBLE TIPIFICAR los mundos que la literatura representa según diversos criterios. Aquí escogeremos dos: el tipo de realidad que representan, y el efecto que con su representación se persigue. Distinguiremos para estos efectos tres tipos de realidad: la cotidiana, esto es la que corresponde al diario vivir de la gran mayoría de los seres humanos de una determinada comunidad; la onírica, que se reconoce como regida por una lógica inhabitual desde el punto de vista de la lógica del sentido común, y que es afín al principio estructurante de los sueños; y la mítica, que se caracteriza por su situación atemporal –siempre en el origen de la realidad– y por la presencia en él de seres más grandes y potentes que los normales: héroes, semidioses y dioses.


En relación con el efecto que persiguen, distinguiremos también tres tipos: el realista, que apunta a que el lector reconozca operando en ese mundo las mismas condiciones que en el mundo real; este efecto está estrechamente ligado al tipo de realidad que hemos denominado cotidiana; el fantástico, que –siguiendo a Todorov– identificamos como un mundo en el que, operando la lógica realista del sentido común, se introduce en forma repentina e inexplicable elementos de orden sobrenatural, y que se relaciona con lo onírico, aunque menos estrechamente que en el caso anterior; y el maravilloso, cuya lógica es comparable a la del mundo real, pero que naturaliza elementos ajenos a la lógica del sentido común, es decir, presenta como normales en el interior de ese mundo elementos ajenos a la lógica del sentido común realista, como la magia, divinidades antropomorfas, zoomorfas, incluso personificaciones

de elementos del mundo inanimado, poderes sobrenaturales, etc., lo cual establece un estrecho nexo entre este efecto y el tipo de realidad mítica.



Mundos Ficticios creados por la Literatura.

El mundo narrativo se caracteriza por ser un universo de ficción manifestado por medio de las palabras. Es a través de ésta que se constituye el relato. La narración utiliza la descripción y el diálogo para presentar personajes, espacio, tiempos y acciones. Loa hechos que se narran pueden ser tomados de la realidad; sin embargo, al ser presentados en la narración, adquieren un estatus diferente. Constituyen una realidad independiente. El referente real se transforma por medio de la palabra en una entidad distinta de lo concreta.



De acuerdo con lo anterior, podemos establecer distintos tipos de mundos los cuales tipificaremos según el tipo de realidad que presentan, es decir, visiones de mundo que se diferencian por los espacios, acciones y personajes que forman parte del mundo representado y el efecto que con su representación se persigue, en cuanto es necesario que el lector reconozca una visión lo más globalizadota posible de la existencia.



Según el tipo de realidad que representan, distinguimos:



El Mundo cotidiano: Este tipo de relatos se caracteriza por la fidelidad a la realidad representada, es decir, la representación del diario vivir de cualquier persona en una época y comunidad determinada. Se reconoce por la descripción objetiva y detallada de los objetos, paisajes, acontecimientos y acciones en donde se desenvuelven los personajes. Son referencias que permiten crear, en el lector, la ilusión de una realidad “original” y por ende, creíble. El mundo representado se centra en lo regional y autóctono de un país, constituyéndose en un cuadro de costumbres. ( Baldomero Lillo Subterra y Subsole)


El Mundo Onírico: Los relatos de carácter onírico surgen como una nueva forma de ver y representar la realidad. Frente a los relatos que explotan la cotidianeidad y el realismo, emerge una concepción que se vuelca al interior del hombre, al hombre con sus problemas existenciales, la soledad, la angustia, la incomunicación para desde allí tratar de entender mejor la verdad de su existencia, la realidad y la irrealidad. Esta nueva visión abandona el universo ordenado según la ley de causa y efecto, para tonarse en un universo confuso, inestable, contradictorio, cambiante, inesperado, gobernado por la interioridad. Esta interioridad de la cual proceden el sueño, los instintos e intuiciones. ( María Luisa Bombal La última Niebla).


El Mundo Mítico: Los mitos son relatos orales de carácter anónimo propios de los tiempos originales de las distintas sociedades que perviven en la actualidad. De este modo los antiguos se explicaban sobrenaturalmente la creencia y existencia de todo aquello para lo cual no había una explicación racional.


Según el efecto perseguido con su representación, podemos señalar:



El Mundo Realista: Este tipo de relatos se caracteriza porque se ajusta a la realidad de los acontecimientos. Su objetivo es reflejar objetivamente los rasgos característicos de su época, los lugares, los tipos humanos, las causas y los efectos de un determinado hecho. Para alcanzar el grado de objetividad, el escritor se basa en el método de la observación directa de la realidad referida. Mientras más minuciosas sea la descripción de dicho mundo, más credibilidad logrará en el lector.



El Mundo Fantástico: Esta modalidad de relato se caracteriza por transgredir el orden racional de los acontecimientos. Este universo se relaciona con lo maravilloso, lo extraordinario, lo sobrenatural, lo inexplicable. Frecuentemente, en la narrativa del siglo XX lo fantástico se hace presente por medio del relato de una situación cotidiana normal. Ésta provoca en el lector un sentido de extrañeza, de sorpresa y de duda acerca del carácter real o fantástico respecto del universo representado a través de la palabra.



Mundo Utópico: Este tipo de relatos se sustentan en la idea de algo irreal, imposible de alcanzar. La palabra griega esta formada por los términos griegos u = no topos = lugar un lugar que no existe..



El Mundo Maravilloso: lo maravilloso es una constante en la historia de la literatura universal, desde las narraciones míticas de las culturas antiguas a los mitos grecolatinos, pasando por los relatos bíblicos, Se trata de una categoría estética alusiva a un mundo que escapa a las leyes espacio-temporales a las que están sujetos a los seres humanos y la naturaleza. Las mil y una noches es un claro ejemplo de lo maravilloso puro; la ciencia ficción es otra forma de la búsqueda de lo maravilloso.



El mundo de lo real maravilloso: Presenta a los seres humanos y su entorno inmersos en un mundo de fantasía y misterio en el cual la realidad y maravilla se funden como si fueran una sola y misma cosa; no existe el sentimiento de la extrañeza. Todo lo narrado es posible, aun cuando las leyes de causa y efecto se transgreden; el mundo del inconsciente, el sueño y la alucinación, se configuran como espacios propicios para proyectar una singular visión del mundo. El milagro y lo racional coexisten ; los mitos, las leyendas y los cuentos orales sirven de base a relatos que dan cuenta de aspectos no explorados por el arte hasta entonces.



El Mundo Legendario: Este tipo de relato pertenece, inicialmente, a la tradición oral y anónima. En algunos casos se basa en hechos históricos; en otros, es producto de la fabulación popular en que es posible advertir rasgos fantásticos o maravillosos, por lo general, de raíz folclórica. El protagonista puede en un personaje que han dado origen a poemas épicos y que corresponden al mundo legendario.



Coherencia y verosimilitud del relato.

Hay una tensión entre lo inesperado, exagerado y la exigencia de verosimilitud psicológica por parte del lector.

Es frecuente en los narradores cierta vocación por lo inusual.

Aristóteles señalaba al respecto que era preferible lo imposible verosímil que lo posible no convincente.

(ojo: No hablamos de verdad o mentira, sabemos que son ficciones, y es que si redujéramos esto a absolutos cotidianos, debiéramos cercenar más de la mitad de la producción literaria universal.)


La oposición verosímil-inverosímil alude a una coherencia interna. Al modo en que los hechos están insertos en la narración. Y es el trabajo de diseño del autor, el que hace convincente la historia y su relato.


El dota de poder de persuasión, las peripecias, situaciones y comportamientos, por inusuales que sean.


La relación de la invención con la realidad, (autonomía, distancia representativa) es simbólica y se ajusta, ya no a las formas causales sino a nuestro modo particular de representarnos y representar la realidad.


Lo importante es saber construir la ilusión por inusual e insospechado que sea el tema, piensen en la metamorfosis, la persuasión en la narrativa entonces, busca acortar la frontera entre ambos planos de la realidad y persuadir al lector de que esta viviendo la mas imperecedera verdad.





En: Taller literario: Área Narrativa
Permaenlace: Tercera sesión del Taller (Miercoles 5 de Marzo)
Comentarios: 9
Leído 2731 veces.

Dejar Comentario

*
Smilies
*
Ingrese el código mostrado. 

Chile

El colectivo Literario Clepsidra, es una formación nueva dentro del bullente ámbito cultural de la XV...

Mi perfil Completo


Buscar



Blog Gratis para humanos.